martes, 10 de junio de 2014

Esta gente que escribe .... y concursa



Hace tiempo que no hacemos una entrada en el blog dedicada al foro, a nuestra comunidad. Estamos perdiendo las buenas costumbres. Así que ya va tocando un poco de reflexión y, si viene al caso, autocrítica. Hoy tocan los foreros escriben.

Escribir es como leer, es una pasión, algo que nos pide el alma. Es también un ejercicio de mostrarnos desnudos frente al otro. Ponernos ilusión, nos creemos a veces peores de lo que en realidad somos y a veces mejores. Las críticas son difíciles de aceptar, sobre todo cuando nos damos de bruces con la cruda realidad. A veces lo que sometemos al juicio ajeno nos devuelve en el espejo una imagen muy distinta de la que teníamos de nuestro trabajo. Esto es especialmente marcado cuando sometemos nuestros relatos a unas críticas hechas desde el anonimato.

Como jurado que he sido de estos concursos entre amigos que convoca el foro, y, todo sea dicho, últimamente parece que están produciendo adicción, he visto la progresión de escritores aficionados, les he visto ganar concursos y publicar libros a varios de ellos. Pero ganar concursos de los de verdad, de los que se compite con autores consagrados. En esa progresión tengo la satisfacción de comprobar como algunos de nuestros habituales han escrito relatos que podrían pasar por obras de escritores profesionales si estos los firmaran. Lo repito últimamente en cada convocatoria. Cada vez mas nos cuesta pelear el palmarés y es difícil elegir al ganador. Recuerdo que hace unos años el mejor brillaba a mucha distancia, los demás se quedaban en un margen mas homogéneo y era difícil destacar alguno para los premios secundarios. Utimamente nos cuesta afinar el ganador, tanto se ha ganado en calidad. Claro que con ello vienen otras aspiraciones mas altas.

Somos al fin y al cabo un grupo de amigos apasionados, algo frikis, y nuestro premio es poca cosa, salir en un libro conjunto, ver nuestro nombre junto a nuestra obra en tinta negra sobre papel. Tras los premios viene un trabajo inmenso y generoso, preparar el libro. Despues descartar a los que no van a entrar en él, ahora sí, dolorosamente conscientes de la ilusión que cada uno puso en imaginar y llevar a las palabras una historia, ya con nombres, toca corregir, maquetar, elegir título y crear una portada para el libro que tendrá como regalo el ganador y que podremos los demás comprar a precio asequible. Pero estar ahí, sentirnos parte del crecimiento de los compañeros de sueños y fatigas, no tiene precio.

Comentar los relatos a ciegas tiene muchas cosas positivas. Lo hacemos sin dejarnos llevar por simpatías, somos capaces de mostrar errores que ayudarán a mejorar y valorar en su justo mérito lo conseguido y crecer. Crecer juntos, porque en los errores de los demás vemos también los nuestros reflejados, con una mirada diferente.

Tiene la crítica a ciegas algún punto en contra, sobre todo el de los egos desmedidos que se creen más de lo que son y llevan mal aceptar los errores, las malas lecturas que se hacen, las carencias, la mediocridad de las obras. También la de los críticos agresivos, que traspasan los límites del cuento y la autoría y llegan a la persona, quien confunde obra con autor, quien al traspasar esa barrera hiere mas allá del juego de escribir. Es ahí es donde estamos los moderadores y alguna vez, solo alguna, alguna persona se despeña y acepta mal que se le llame al redil, y provoca algún que otro descalabro, se ataca y se sacan paños rojos, las ilusiones se empañan un poco. Pero es solo un arrebato, nos recomponemos y volvemos a empezar, y seguimos poniendo ilusiones otra vez en escribir, en comentar, en corregir para editar.

Son reglas no escritas, aquí los aficionados os saludan, pero no os descuidéis porque somos mejores, o lo seremos si os dormís en los laureles.

14 comentarios:

Lifen dijo...

Doy fe de que cada vez es más dificil elegir los tres ganadores. Últimamente siempre hay cuatro o cinco arriba en una piña. Menos mal que tenemos los "ex-aequo" :D
Buen artículo, Julia, ahora solo falta que lo lean nuestros plumitas :D

Julia Duce Gimeno dijo...

Promocionarlo, promocionarlo. :)

Isma dijo...

Hola. Soy un plumita.

Lo que comentas es cierto. Ábretelibro se ha convertido en un rincón de la red donde practicar un aspecto de la literatura en un ambiente de respeto y crítica. El formato de los concursos es abierto y los relatos se publican de forma anónima durante un periodo de tiempo previo al fallo del jurado. Esto permite que los lectores lean y comenten sin prejuicios de edad, sexo o amistad. El mayor premio es las críticas recibidas, puesto que el ganador no recibe más premio que una copia del recopilatorio con los relatos mejor clasificados.

El buen ambiente que impera en estos concursos y la calidad de los relatos presentados son consecuencia del esfuerzo de quienes organizan, moderan y se involucran en la edición de un recopilatorio que hace ilusión hasta al más pintado. Es agradable participar sabiendo que entre los lectores se encuentran personas que aman la literatura y que pueden aportar puntos de vista tan inteligentes y críticos como variados.

Para algunos, la ausencia de premios en metálico será un impedimento. Para mí es un aliciente. Si te gustan las letras, si escuchas su música secreta, encontrarás un rincón donde compartir sueños y quimeras en Ábretelibro.

Julia Duce Gimeno dijo...

Gracias Isma, siempre tan generoso,
Un abrazo

Rafael López Soriano dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Rafalé y Olé dijo...

Buenas.

Aquí otra plumilla, del último concurso. Ha sido una experiencia genial y en esta entrada he visto reflejado todo lo que supone.

Sólo matizaría un poco el último párrafo, me explico, y es que añadiría lo susceptible que en ciertos momentos nos mostramos al hacer frente a los comentarios. Creo que la tónica, al menos en esta ocasión, ha sido parsimoniosa en el sentido de hacer comentarios constructivos y no destructivos, pero siendo así no tienen porque esconder la verdadera opinión del que lee si está no es del todo buena. Cuando uno lee un comentario escrito desde el respeto debe valorarlo aunque no le digan que es el mejor relato que ha escrito nunca, y dejar de lado las contestaciones cortantes. Sé lo duro que es poner toda la ilusión en un escrito y que luego las valoraciones no estén a esa altura, pero es algo que uno acepta a la hora de publicar.

Me parece una pasada el nivel que hay, yo estoy muy animado a seguir aquí.

Abrazotes desde la barrikada!

Kafi dijo...

Todos los que participan en los concursos literarios tienen mucho mérito. Exponer las creaciones propias es desnudarse, en cierta en medida, ante los demás. Y por lo que se ve los strip tease son cada vez mejores.

Ángela dijo...

Formo parte de esta panda de enajenados plumillas y solo vengo a dar las gracias. Gracias porque llegué aquí hace cinco años con muchas ganas de escribir, pero solo traía eso: las ganas. Con cada concurso aprendo un poco más, y todos me enseñáis un poco. Sois mi escuela de literatura, mi taller. Cada comentario es un tesoro para mi, y de todos intento sacar enseñanza. Me enorgullece formar parte de esta panda de locos escritores.

Prisca Nerín dijo...

Enhorabuena por el artículo, aunque no he participado, sé de la ilusión de muchos foreros por escribir en vuestros concursos, y ese aliciente los hace engrandecerse y mejorar.

Y enhorabuena también al foro, porque... ¿qué sería de nosotros sin esa válvula de escape? Si no compartiésemos en el foro nuestras dudas y nuestros miedos a la hoja en blanco, nos explotaría el cerebro y el corazón se nos derramaría como tinta diluída.

¡Nos leemos!

albatross dijo...

Todos los que participamos nos hemos visto muy bien retratados en esta pequeña crónica. Yo añadiría que durante los concursos, pero también entre ellos, este rinconcito del foro se ha convertido en una tertulia de amigos en la que entramos para debatir, para contarnos alguna chorrada o simplemente para saludarnos. Yo también he aprendido mucho de medirme con gente tan maja y tan capacitada.

lia1413 dijo...

Un articulo muy bueno. Me encantaría llegar a escribir como ellos algún día.
Es bonito ver como los admiradores se transforman en admirados porque eso da una muestra a todo el mundo que cualquiera puede conseguir lo que se propone con esfuerzo, motivación y trabajo duro.
Seguid así ^^ y un abrazo :)

Anónimo dijo...


Hola, me llamo FEDERICO LUIS y tengo un relato que escribí entre 2013 y 2014. ¿Os lo puedo mandar? Soy profe de ESO Y BACHILLERATO
Me gusta escribir, sobre todo de música y cartas al director...
Un Abrazo!

Anónimo dijo...

Hola soy federico luis. Me gustaria saber a donde y como enviar mi relato..y en que fechas...
Os dejo un libro interesante...INTENTOS ESPIRITUALES AL LADO DE ANTONIO SOSA, escrito pr un companero de trabajo Francis Quintana en albores ediciones
Chao!

Emilio C. dijo...

Hay un veneno que te hiere solo si lo descuidas. Es un veneno distinto, que no mata, pero somete. Escribir y desnudarse ante un espejo sin cortafuegos consigue descubrir de qué pasta (en este caso, tinta) estás hecho (pincelado).

En “Los foreros escriben” encontraréis la séptima planta de un hospital robado, ninguno quedó cuerdo, todos andamos “volados”. Sabemos que nuestro mal no tiene cura; y, sin duda, si un día se descubriera remedio, yo para mí no lo quisiera.

Qué le vamos a hacer, así nos parió nuestra madre…

Tolomew Dewhust