lunes, 2 de julio de 2007

El escritor responde


Y el escritor habla a sus lectores:

Me abrumáis. Gracias, gracias, muchas gracias, aunque lo cierto es que he recibido y recibo muchos mensajes gratos, lo mismo de poblaciones españolas que de Estados Unidos, México, Argentina u otros lugares del planeta. La sorpresa llega casi al límite cuando veo ideogramas japoneses para mí indescifrables dedicados a Ralph Barby. Siempre termina por sorprenderme el impacto causado por mis escritos en los lectores.
Julia, se agradece el espacio del "blog" de entrada que has ofrecido para que un amable lector me lo dedique recordando su nacimiento a la lectura.
¿Pasaste miedo, Marsten? Recuerdo que en la urbanización donde resido, una joven vecinita que se acercaba por casa, amistades de familia y vecindad, se llevó una de mis novelas y al día siguiente me telefoneó muy preocupada. Me contó que su madre estaba muy enfada, le pregunté el motivo y me respondió que después de leer la novela había cogido tanto miedo que se había ido dormir a la habitación de sus padres. En vez de pedirle disculpas le di las gracias y ella, desconcertada, me preguntó por qué se las daba. Le respondí simplemente que si había tenido tanto miedo es que yo lo había escrito bien. Marsten, ha sido un placer para mí leer lo que me has dedicado. Aunque en las de Terror me he sentido muy a gusto, he escrito y he publicado en las mas variadas temáticas y en todas me ha ido bien. He ahondado siempre en los sentimientos de los personajes y he tratado de reflejar esos sentimientos a través de los sentidos, tendría que dar toda una conferencia al respecto, pero puede reducirse a que es preciso sufrir y disfrutar mientras piensas y escribes, eso lo capta el lector siempre que sea imaginativo. En la literatura, el Arte siempre es un lazo compartido entre el Escritor y el Lector.
Ciao a todos.
Firmado : Ralph Barby

1 comentario:

Marsten dijo...

Hola Sr. Barby,

En su momento si que pasé miedo leyendolos (como comentaba en mi escrito en el blog).
Ahora, con el doble de años y con muchos sustos encima, cuando por suerte encuentro alguna nueva novela corta de usted, las sigo disfrutando pero de otra manera. Pero aun así, me siguen gustando mucho.
Con este reencuentro, me han cogido ganas de encontrar aquella primera novela que leí y comprarla (pues no eran mías sinó de mi amigo). Que tiemble google y las librerías de viejo de Barcelona!!!

Un abrazo, maestro!